martes, junio 10, 2003

Pensé que relatar lo que sucedió este fin de semana sería demasiado depresivo, pero ya se me paso "i'm over it", así que se los relatare. Resulta que una estación de radio en San Diego va tener un concierto donde estará Blur y yo quería ir, pero como buen mexicano no quería pagar. Me dije "¿qué podré hacer para entrar gratis a este concierto?", Pues muy sencillo: hacer el ridículo ante toda la población radioescucha de San Diego y Tijuana, así no les quedara mas que regalarme los boletos. Con esta idea en mente escribí la siguiente carta que leyeron al aire el viernes por la mañana:

Dear señor Cantori:
Unlike other people that write to you soliciting for tickets, I am offering you a service. I am an official Mexican fiesta certifier. I have gathered years of experience living in Rosarito, were I have trained very hard at places like Sr. Frogs, Rock and Roll Taco, Papa’s and Beer and even Ricky’s Place (were you will be pleased to hear he has recently installed a brand new stripper pole). I, along with my assistant, señorita Edith, will come to your “Fiesta del Backstago” and certify that you are in fact having a real FIESTA. We will be… ahhh, how you say?,… ah yes, be your token Mexicans. These are just some of the services we will provide FREE OF COST to you:

-We will make sure the whistle guy does not get frisky with the girls, as it is in their nature to do so.
-We make sure no guys with the stupid looking oversized Mexican hat, even make it through the door.
-We keep an eye on Clint so he doesn’t eat all the Mexican food
-We test the salsa to make sure that it is not too hot for your delicate gringo taste buds
-We show people when to say “that’s enough refried beans for me señor”

And most importantly we perform various taste tests of your cerveza and tequila through out the event to ensure quality.

All this at no cost for you, we will even provide free entertainment (señorita Edith can burp “La Cucaracha” after a few cervezas). The only thing you have to provide is two tickets and two passes to the Fiesta. Please consider this offer

Gracias

Señorita Amaranta


Como ya se dieron cuenta use todos mis poderes de beaner a mi favor debido a que el tema de la fiesta del backstage es mexicano. También me llamaron por teléfono y hice el mejor acento spanglish que pude. Cuando me preguntaron que si estaba lista para cruzar la línea el día del concierto respondí: "I put my running shoes on my friend"... que más puedo decir? Mi viernes empezó muy bien con un par de boletos y backstage passes para ver a Blur. Pensé que nada me podría afectar ese día, tenía un high mejor que cualquier sinsemilla que pudiera conseguir.
Fui al trabajo. El día progresó. El viernes es un mal día para hacer ventas por teléfono, mucha gente me colgó y me la mentó. El high empieza a desaparecer. El cielo está gris. La señora que renta la casa de la cual estoy enamorada es una viejita mamona. Empieza a llover. El lonche estuvo asqueroso. Me di cuenta que la she-male que me hizo mi torta se rasco y no se lavo las manos. Pero que importaba, yo tenía mis boletos y me acaban de pagar, pronto me cambiaría de casa y de ambiente.
Apartment hunting with Edith, sin resultados. Vimos un par de lugares, unos muy caros, otros perfectos pero ya ocupados. La noche llego, como yo depuse de una noche de parranda, a gatas pero segura. Me fui a la casa, con la situación de la cambiada muy pesada en mi mente, las cosas se movían muy rápido pero a la vez no parecían avanzar. Seguía lloviendo. Estaba a punto de llegar a mi casa, pensaba en que llegaría a comprar unas chelas cuando vi luces rojas enfrente de mí, pero demasiado cerca. Trate de frenar pero estaba muy cerca y el piso estaba muy mojado. Cuando baje las manos de mi cara y deje de gritar como niña, me di cuenta de lo que había pasado. Choque. Choque cuando la señora de enfrente se freno repentinamente. Choque enfrente de un policía. Choque sin licencia.

No hubo heridos, excepto por mi ego. Cuando ya se acabo todo el asunto, y yo tenía 400 dólares menos ( entre reparaciones e infracciones, no, no di mordida) me di cuenta de que no podría cambiar de casa ya tan fácilmente y tendría que aguantarme otro tiempo viviendo con mis papas. "It was a sign dear" me dijo mi mamá. Sign my ass. Pase todo el fin de semana deprimida a tal grado que no salí a ningún lado. El sábado por la noche me quede en casa a ver un rerun de SNL. No me sentí mejor hasta el domingo que pase un tiempo con mi comadre Lore y compartí una botella de vino barato con Louie su esposo. Pase todo el día con ellos platicando, viendo películas y su amistad me conforto, también me ayudo mucho reírme de la "obra" de Ron, me hizo ver que hay peores cosas en la vida.
Ese fue mi fin de semana. Empecé este lunes por regresar a mis viejas andanzas en taxi y en calafia debido a que mi carro no estará listo hasta el miércoles. No dudo en que eso me proporcionara material que luego aparecerá por aquí.

No hay comentarios.: